Familia Malvaceae

Ceiba pubiflora

Ceiba pubiflora, popularmente conocido como 'ceiba' o 'palo borracho rosado', es una especie perteneciente a la familia Malvaceae.

El epíteto genérico deriva el taíno, y significa literalmente 'árbol gigante'. El significado del epíteto específico es desconocido. El nombre común hace refererencia a que presenta un tronco engrosado en el que se almacena agua.

Descripción

Es un árbol caducifolio; presenta un tronco engrosado en el que acumula agua que aprovecha en los meses de sequía. La corteza suele ser verdosa y puede realizar la función fotosintética en la época de sequía en que suelen faltar las hojas. Tanto el tronco como las ramas están armados de acúleos o espinas pequeñas de forma cónica.

Las hojas son digitadas, compuestas de 5 foliolos. Las flores se desarrollan antes que las hojas, tienen cinco pétalos de color rosado con manchas y estrías rojizas.

El fruto es una cápsula que al abrirse dejan libres unos pelos lanosos y brillantes parecidos al algodón que ayudados por el viento, sirven para dispersar las semillas.

Origen y Distribución

Es una especie nativa de Brasil, Argentina y Paraguay.

Las poblaciones naturales suelen estar presentes en bosques que tienen una época marcada de sequía, como en el caso de las costas del sureste de Brasil.

Etnobotánica

Su tronco era empleado por diversos pueblos indígenas para fabricar canoas. La seda contenida en la cápsula de la semilla es impermeable y flotante.

Simbolismo

Es el árbol sagrado por excelencia de los indios taínos. Según la mitología taína la ceiba es hija de Yaya, hermana de Yocahú y fiel doncella de Atabey de quien conoce todos sus secretos y misterios.

Los miembros de esta tribu lo consideran el vínculo entre el inframundo y el cielo. Sus raíces lo llevaban al reino de los muertos y antepasados, sus ramas conducían al reino de los grandes espíritus del cielo.

Los taínos colocaban sus manos sobre ella para obtener fuerza y resistencia; consideraban que colocar la frente sobre su tronco les daba repuestas a sus consultas. Así mismo plantar una nueva ceiba cuando nacia un niño le asegura que estaría bien conectado a la tierra y protegido en su vida.

Ceiba pubiflora
Compártelo
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional.